fbpx
Carrer de la Ciutat de Granada, 150, 08018 Barcelona
Contactanos: +933 93 91 24 Lun - Vie 10:00 - 17:00
[email protected]

¿En qué consiste el inbound marketing?

¿Has escuchado hablar del inbound marketing? ¡Te explicamos en qué consiste esta tendencia que están arrasando en la red!

El inbound marketing, o marketing de atracción, es una filosofía de trabajo cuyo objetivo, como su nombre indica, es lograr atraer a los clientes y que, de acuerdo con recientes estudios, genera un 54% más de leads que el tradicional outbound marketing.

Por ejemplo, si acabamos de inaugurar una tienda de helados de yogures y simplemente abrimos la puerta esperando que los clientes entren a degustar nuestros productos después de haber lanzado una campaña por un medio tradicional como la radio, considerada una acción fría porque no ha sido demanda por los consumidores sino que la empresa la realiza para captar su atención, estaremos efectuando una acción de outbound marketing.

En cambio, si en vez de esperar pasamos a la acción y salimos a la calle a buscar a los clientes con un promotor ofreciendo degustaciones gratuitas, habremos optado por técnicas de inbound maketing.

Este modelo trasladado al mundo online se transforma en un conjunto de acciones (redes sociales, SEO, marketing de contenidos, SEM, etc…) encaminadas a dirigir público a nuestra web,  donde deberemos tratar de convertir esa visita en ventas o en el objetivo que tengamos marcado para ella, es decir, en una conversión.

Marketing de atracción

De manera que, a través de diferentes canales efectuamos acciones con la finalidad de conseguir el menor coste de adquisición de usuario posible y que el usuario obtenga un valor añadido, en lugar de presionarle para que acceda a comprar nuestro producto/servicio directamente.

Metodología de inbound marketing

En primer lugar, antes de llevar a cabo cualquier técnica de inbound marketing, tendremos que realizar un amplio análisis de nuestro público objetivo para saber que cuáles son sus gustos, sus comportamientos, su forma de comprar y sus hábitos online.

Posteriormente, intentaremos atraer a los clientes potenciales mediante acciones como, por ejemplo, invitarlos a volver a visitar la web con alguna oferta o valor añadido a cambio de la visita, empleando el email marketing, con alguna acción de marketing directo segmentada hacia ese público, a través del marketing de contenidos, etc… Sobre todo hay que tener en cuenta que no podemos abusar de estas acciones ya que la filosofía del marketing es atraer sin molestar.

Utilizando herramientas como los cookies para saber de dónde venía el usuario antes de acceder a nuestra web o midiendo las interacciones social media para averiguar si nuestro público objetivo se conecta a una determinada hora del día o prefiere unos contenidos concretos, podremos elaborar un plan más eficaz.

Una vez que ya hemos conseguido atraer la atención de un cliente, llega el momento de lograr la conversión. Las landing pages, las llamadas a la acción o los formularios de contacto combinado con otras técnicas pueden ayudarnos a conseguir este objetivo.

Es importante gestionar adecuadamente todos los registros e integrarlos con un CRM o con herramientas de automatización para tener un adecuado control del comportamiento de cada usuario y analizarlo posteriormente.

Inbound marketing

En último lugar, no debemos olvidarnos de la fidelización, el gran reto de toda empresa. Para ello, es aconsejable mantener el contacto con aquellos usuarios que nunca nos han comprado pero que nos visitan asiduamente, diseñar acciones de atracción como contenidos útiles e interesantes para que los clientes repitan su adquisición, y apostar por la satisfacción de los usuarios, incluyendo encuestas para saber qué debemos mejorar, así conseguiremos convertir las ventas en recomendaciones.

Técnicas más habituales del inbound marketing

Una de las técnicas más efectivas del inbound marketing es el lead nuturing, también conocido como cultivo de leads, en la que se establece una relación con el potencial consumidor proporcionándole los contenidos que demanda en cada momento, de forma que nos ganamos su confianza para lograr que compre nuestros productos o servicios. Se trata de una estrategia multi-canal basada en la máxima personalización.

Asimismo, otra de las técnicas más frecuentes del inbound marketing es el lead scoring, en la que se diseñan estrategias para efectuar un seguimiento de la actividad y conductas de los leads cuando navegan por la página web, valorando la calidad de los datos obtenidos y qué posibilidades hay de que finalicen sus visitas con compras o contrataciones de servicios.

Ahora que ya lo sabes todo sobre el inbound marketing, queda la parte más difícil: ¡aplicarlo en todas tus estrategias!

Análisis inicial gratuito

Contáctanos para ayudarte con tu Diseño web